Listado de las obras seleccionadas más planos para realizar el recorrido en el museo

Previsualizar

Buscar

Eugènia Balcells. Sincronías

6 junio - 7 agosto, 1995
/
Edificio Sabatini, Planta 3

Protagonista de la corriente de arte conceptual surgido en Cataluña a finales de los años sesenta y con una carrera desarrollada principalmente en Nueva York, Eugènia Balcells (Barcelona, 1943) es una de las pioneras españolas en el uso del vídeo y su adopción como medio y soporte artístico. Bajo el título Sincronías, presenta en el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía cinco instalaciones en las que incide en la práctica del videoarte, pero a diferencia de sus anteriores proyectos de orden sociológico, cultural o antropológico, ahora el ser humano se erige en el tema absoluto. 

De los cinco trabajos, el que da título a la exposición ha sido realizado expresamente para esta ocasión; mientras que el resto data de 1993. La exposición se completa con la proyección de sus primeras películas, dentro de una Muestra de Cine experimental organizada por el Museo, y la presentación de dos sesiones de performances de sus partituras visuales, en las que cuenta con la colaboración de los músicos Peter Van Riper y Llorenç Barber.

Balcells propone una exploración del hombre desde el interior y hacia el exterior, insistiendo en las zonas de unión, proponiendo así escenarios para la emoción. Para ello recurre a la imagen o a la configuración de túneles y puntos de acceso, como En la boca de las entrañas, que muestra el primer plano de una garganta que emite sonidos sin lenguaje o el pasillo espacialmente prismático confeccionado por la proyección y reflejo en espejos de imágenes de cartas de barajas de distintas culturas y tradiciones, como en el caso de En tránsito.

Otro escenario es el formado por las cuarenta fotografías dispuestas en círculo y montadas dobles que componen la obra Descansan como en la casa materna I, en las que el artista Sjabbe Van Selfhout, desnudo y sin atributos, ofrece toda su geografía. Descansan como en la casa materna II significa la otra cara de la aprehensión de ese cuerpo, más aurático e inmaterial. Se trata de la proyección encadenada de los negativos de aquellas fotografías; mediante la fusión de las imágenes constata, en palabras de la comisaria de la exposición, Claudia Giannetti, “la imposibilidad de establecer una frontera clara entre el interior y el exterior, lo visible y lo invisible, entre la materia y el espíritu, ya que el cuerpo anatómico es ante todo sideral”. Sincronías cierra esta exploración sobre la condición humana, ejemplificando según Giannetti, “las armonías y disonancias en los encuentros interpersonales” a través de un doble dispositivo de cuatro pantallas en forma de cruz, dos proyectores y un sistema de poleas, de manera que el movimiento del sistema de pantallas provoca la deformación e interacción de las imágenes.

Se advierten dos notas comunes en estos proyectos; la suspensión de las imágenes: proyectadas en pantallas rectangulares o circulares; y la puesta en escena a través de la disposición circular de las imágenes, por su carácter móvil o mediante la creación de un entramado laberíntico con pantallas y espejos. Balcells concibe las videoinstalaciones atendiendo a un fuerte sentido espacial, en detrimento de valores tangibles u objetuales “al eliminar al máximo los elementos materiales, crea una obra etérea, compuesta por espacio y luz”, según señala la especialista en vídeoarte, Carlota Álvarez-Basso.

Datos de la exposición

Organización: 
Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía
Comisariado: 
Claudia Giannetti

Compartir

Exposiciones actuales