La diagonal del commonfare. Producción biopolítica, “multi-level gobernance", redefinición de los derechos sociales y creación institucional en Europa

La diagonal del commonfare
La diagonal del commonfare

Este seminario aborda la cuestión de por qué una Europa federal no es una opción para las nuevas creaciones políticas en el continente, sino una de sus condiciones genéticas.

Cabe decir, entonces, que si la raíz está podrida, Europa tendrá que hacerse con las hierbas que crecen sobre su tronco muerto. Europa no es sólo un proyecto de federación de Estados y un problema geopolítico, sino que es la encrucijada de una redefinición de los sentidos y de los vectores históricos y biopolíticos de «Occidente».

Sin embargo, con el 2010 se cierra una década perdida del proceso de federalización e integración europea y se abre, en el marco de la crisis financiera y económica, el proceso de renacionalización populista y de reconfederalización de la dinámica interna y externa de la Unión que, en ausencia de nuevos conflictos emancipadores, tan sólo deja presagiar terribles años de plomo. La «estrategia de Lisboa» del Consejo y la Comisión europeos y sus aporías internas, puestas de manifiesto con el atolladero en el que la UE se encuentra en la presente crisis sistémica, conducen directa y urgentemente al impensado de las estrategias de construcción del “kosmopolitischer Imperium” europeo: la potencia normativa de los “claims” expresados por los conflictos sociales y el poder constituyente de las formas de vida de la producción biopolítica. Este impensado alude a las matrices inmanentes de la altermodernidad europea, cuyas presentaciones históricas han sido sucesivamente expulsadas del plano de la representación en tanto que monstruosidad política: anabaptistas, comuneros, “diggers”, “levellers”, “die andere Arbeiterbewegung”, cuya historia discontinua y trágica permite aferrar inéditas valencias políticas en las figuras monstruosas de la explotación y el biopoder de la actualidad europea: “banlieusards”, “sin papeles”, “segundas generaciones”, “domésticas”, precariedades del sexo y el cuidado, “piratas” de la infoproducción e “intermitentes” de artes, culturas y la distracción pascaliana convertidas hoy en industrias creativas.

La genealogía, las luchas y las derrotas de tales figuras son la clave explicativa de las mutaciones de la producción, la institución, la representación y el arte, y no viceversa. Los expulsados del Volk, de la soberanía popular y de la representación política constituyen la base antropológica de una entidad política posnacional y, por ende, de una imputación social de la producción y la riqueza capaz de romper con el obstáculo epistemológico y político de las “fuerzas nacionales” del trabajo y de la atribución blanca, nacionalista, masculina, heterosexual, industrial y patrimonial del valor, del generar, de las fuentes de la riqueza en definitiva. Cuando se habla del común que la acumulación ontológica que las “fábricas de lo humano” han producido en el seno y a pesar de la (post)modernidad capitalista, no se habla sino de la potencia maltrecha y testaruda de estas singularidades altermodernas. Para todos los sujetos políticos de la situación europea los tiempos están en el umbral entre la madurez y la putrefacción, los tiempos están fuera de quicio.

La hipótesis de un commonfare europeo, esto es, de una inscripción normativa, institucional y programático-política del común en tanto que fuente de la riqueza y, por ende, de la libre reproducción garantizada de éste y de las singularidades productivas que lo atraviesan, constituye una de las claves de salida del atolladero europeo, inseparable, no obstante, de la construcción de un espacio-tiempo europeo de las luchas de la nueva composición de clases de sus metrópolis postcoloniales y postfordistas. Antes que de una defensa de los Estados del bienestar nacionales, de los “Welfare States” de la redistribución de la “riqueza de las naciones”, condenados hoy a ser un arma de chantaje de corporativismos, nacional-populismos y nuevos fascismos, el sueño federal europeo, antifascista y antinacionalista, puede concretarse, como dinámica instituyente y constituyente, en un “Welfare” (europeo) del común, en una apuesta continental (y por ende necesariamente global) por el tiempo biopolítico de la producción contra la axiomática de la escasez, la precariedad, la desigualdad, la segregación, la individualización y la devastación medioambiental como presupuestos de la acumulación.

Programa

A cada generación, su constitución. ¿Cómo y por qué pueden construir una Europa postnacional las luchas de la composición de clases surgida de la revolución mundial de 1968?

25 de junio, 17:00 h

Alex Foti y Marco Baravalle
Introducción: Raúl Sánchez Cedillo

Dentro de una larga y terminal crisis del “movimiento obrero” oficial y de transformación excluyente y populista de los espacios nacionales, la presente crisis pone en el centro de la atención cuestiones clásicas del derecho público, laboral y subjetivo: sujeto (composición de clases), antagonismo (en torno a la expropiación de las potencias comunes de la producción) y territorio (de la producción que se confunde con la vida: la metrópolis). ¿Se puede afirmar que, desde este punto de vista, la constitución política de una nueva clase multitudinaria precisa ocupar, como condición mínima, la dimensión europea de las luchas y de la conquista de derechos? 

Biopolítica de Europa: Subjetividades nómadas, tecnologías de género y matrices genealógicas del común. ¿Qué problemas entregan Foucault y Deleuze a una pragmática política europea post-soberana? Imaginaciones políticas de una Europa sin Völker.

25 de junio, 19:00 h

Judith Revel y Gerald Raunig
Introducción: Montserrat Galcerán

Luchando a duras penas contra su banalización y conversión en «clásicos», los conceptos y categorías de las genealogías, las arqueologías y las nomadologías foucaultianas y esquizoanalíticas encuentran en el problema europeo una estepa fértil de máquinas políticas, procesos de subjetivación e instituciones postestatales. 

La banlieue y la remoción postcolonial del proyecto europeo. Las periferias como analizador del biopoder del proyecto de la UE y matriz de figuras de ciudadanía post-nacional.  


26 de junio, 10:00 h

Miguel Mellino y Ursula Biemann
Introducción: Francesco Salvini 

Mesa redonda de los participantes e intervenciones del público ¿Es practicable una acción política constituyente Europea? Condiciones, problemas, ocasiones  



Introducción: Javier Toret Medina y Alberto de Nicola

La Europa de las periferias constituye un verdadero quiasma óptico del discurso político contemporáneo, cuando no un agujero negro en el que se precipitan enteras tradiciones emancipatorias. El hecho mismo de la dimensión colonial en la segmentariedad de las metrópolis europeas más de medio siglo después de los procesos de descolonización constituye una aporía para la izquierda y derecha «nacionales».

Participantes

Ursula Biemann, artista, teórica y comisaria, trabaja en temas relacionados con geografía de la frontera, migración, movilidad, tecnología y género.

Marco Baravalle, activista, autor y comisario, promotor del espacio político y artístico S.a.L.E. Docks en Venecia.

Alex Foti, activista y ensayista milanés. Animador de las experiencias chainworkers.org y de la red euromayday.org.

Montserrat Galcerán, catedrática de Filosofía de la Universidad Complutense de Madrid. Es miembro de la Universidad Nómada.

Miguel Mellino trabaja en la cátedra de antropología cultural de la Università degli Studi de Nápoles L’Orientale.

Gerald Raunig es filósofo y teórico del arte en la Hochschule der Künste de la Universidad de Zurich. Coeditor del eipcp (European Institute for Progressive Cultural Policies), Viena; coordinador de los proyectos de investigación transnacionales republicart (2002-2005), transform (2005-2008) y Creating Worlds (2009-2012).

Alberto de Nicola es filósofo y activista afincado en Roma. Es uno de los promotores del espacio ESC (Eccedi Sottrae Crea), situado en Roma.

Judith Revel es doctora en historia del pensamiento contemporáneo y doctora en filosofía. En la actualidad enseña en la Université de París. Es especialista en el pensamiento de Michel Foucault.

Raúl Sánchez Cedillo es traductor. Es miembro de la Universidad Nómada y del comité de redacción de las revistas Multitudes y Swarm.

Francesco Salvini es un activista e investigador de la Queen Mary University, forma parte del centro social Exit y de la Universidad Nómada.

  

Compartir

Tipo de actividad: seminario
Fechas: 25 y 26 de junio de 2010
Lugar: Edificio Nouvel, Auditorio 200
Hora: Viernes, a las 17:00 h y sábado a las 10:00 h
Entrada: gratuita, hasta completar aforo
Organiza: Universidad Nómada y Museo Reina Sofía

Actividades relacionadas