Listado de las obras seleccionadas más planos para realizar el recorrido en el museo

Previsualizar

Buscar

El facsímil como medio de conservación preventiva de negativos y diapositivas

Dentro de  los trabajos del Departamento de Conservación-Restauración del Museo Reina Sofía, en la especialidad de materiales fotográficos e impresiones digitales, se encuentra la conservación preventiva de piezas como las diapositivas y los negativos que, por su propia naturaleza y los materiales constitutivos que las componen, durante la exhibición sufren un deterioro muy importante, y lo que es peor, dicho deterioro en ocasiones es irreversible.

Es por ello que se planteó la posibilidad de realizar facsímiles de algunas de estas obras, empezando por las piezas sobre las que era muy urgente una actuación inmediata como, por ejemplo, aquellas de las que sólo disponíamos los originales únicos o las que se encontraban más deterioradas. Este fue el caso de las obras Una milla de cruces sobre el pavimento de Lotty Rosenfeld y Para no morir de hambre en el arte del Grupo CADA.

Metodología de trabajo

En ambos casos, diapositivas y negativos, al hacer la captura inicial de la imagen de forma digital, se realizó un archivo-copia exacta del original y se generó otro archivo retocado únicamente en cuanto a roces, pelos, arañazos y otros pequeños deterioros claramente no originales de las piezas. Además, se mantuvo el rango original de color.

Todos estos archivos digitales se conservan en alta y baja resolución dentro de los servidores del Museo para su consulta, uso a nivel interno o su posterior empleo para proyección, ampliaciones, futuros duplicados o publicaciones. De esta forma se evita manipular los originales, quedando almacenados en perfectas condiciones de conservación.

Estos trabajos se han realizado en estrecha colaboración con un laboratorio fotográfico especializado, utilizando para ello una cámara Sinar P2 de banco óptico, equipada con un obturador independiente y óptica Schneider apocromática digital, usando como capturador digital en su montante trasero un respaldo Leaf Aptus II-12R de alta definición calibrado específicamente, generando archivos de 200MB por formato. Como fuente de iluminación por transmisión se ha empleado un flash electrónico Profoto IR con temperatura de color 5.000ºK. La imagen resultante ha sido retocada con equipos informáticos calibrados según la normativa ISO de Froga Internacional y se ha reducido a eliminar arañazos y restos de suciedad. 

Las imágenes retocadas de las diapositivas han sido filmadas en 35 mm con tecnología laser de alta definición y procesadas químicamente (proceso E-6). Obteniendo de esta manera un facsímil del original. En el caso de los negativos en blanco y negro, además de la calibración del sistema de digitalización se ha empleado la técnica de sistema de zonas de Ansel Adams para recoger todos los tonos de grises del original.

Compartir