Listado de las obras seleccionadas más planos para realizar el recorrido en el museo

Previsualizar

Buscar

Archivo Solana

José Romano Gutiérrez-Solana nace en Madrid el 28 de febrero de 1886, en plenas fiestas de Carnaval. Algunos acontecimientos trágicos sufridos en su infancia marcan el carácter del artista, más tarde conocido como "el pintor de la España negra". En 1904 participa por primera vez en la Exposición Nacional de Bellas Artes, una vez terminados los estudios en la Escuela de Bellas Artes de San Fernando. Entre 1909 y 1917 la familia reside en Santander desde donde el pintor realiza viajes por las dos Castillas, La Mancha, Madrid, Aragón y Andalucía, siempre con cuartillas y lápices en la chaqueta para tomar apuntes. Asiste a los carnavales, visita los cementerios, los hospitales, los burdeles y el Rastro, toma lecciones de canto, acude al cine y desarrolla una gran pasión por los toros llegando a vestirse de luces como banderillero en la cuadrilla de El Bombé.

Asiduo de las tertulias, frecuenta las del Nuevo Café Levante, donde conoce a Ramón María del Valle Inclán, Ricardo Baroja, Julio Romero de Torres e Ignacio Zuloaga, entre otros, y las del café de Pombo, con Francisco Iturrino, los hermanos Zubiaurre, Manuel Abril, Anselmo Miguel Nieto, José Bergamín, Tomás Borrás, Gustavo Bacarisse, Salvador Bartolozzi, Julio Antonio Romero de Torres y José Cabrero. Participa regularmente en las Exposiciones Nacionales de Bellas Artes, en las colectivas del Círculo de Bellas Artes, en el Salón de Otoño de Madrid y en el Ateneo de Santander. En 1922 es invitado por primera vez a la Bienal Internacional de Venecia donde presenta sus obras en el Pabellón Español de la XIII edición. En los años siguientes, expone en Nueva York, México, Brooklyn, Pittsburgh, Venecia, La Haya y París.

La obra de Solana se internacionaliza al tiempo que el artista publica sus escritos: Madrid: escenas y costumbres (1913 y 1918, dos vols.), La España negra (1920), Madrid callejero (1923), Dos pueblos de Castilla (1924) y Florencio Cornejo (1926). La Guerra Civil provoca su exilio en París, junto a su hermano Manuel, en 1937. Es en esta etapa cuando escribe sus cuadernos de París. En 1939 los hermanos regresan a España, previa publicación de un escrito de adhesión al Movimiento Nacional en la revista España.

La obra del pintor es reconocida con la Mención de Honor en la Exposición Nacional de Bellas Artes (1906) que no acepta por haber sido relegado a la "sala del crimen", la Medalla de Honor en la Exposición Nacional de Bellas Artes de Madrid (1922) y Barcelona (1942), la Medalla de Oro en la Exposición Rincones y costumbres de Madrid (1942), la Medalla de Oro del Círculo de Bellas Artes de Madrid (1943) y, a título póstumo, la Medalla de Honor de la Exposición Nacional de Bellas Artes (1945). José Gutiérrez-Solana fallece el 24 de junio de 1945, habiendo testado a favor de su hermano Manuel que, al adoptar a Emilia, joven al cuidado de los hermanos en la casa familiar durante muchos años, convierte a ésta en legítima heredera de los bienes del pintor.

El archivo Solana fue adquirido a Emilia Gutiérrez-Solana Maillo (Madrid) en 1999. Comprende documentos de gran interés para el estudio del artista en todas sus facetas. Incluye  más de ochenta manuscritos -entre los que destacan los apuntes de París, objetos, artículos periodísticos, fotografías, obras y bocetos originales de diferentes autores y otros materiales, junto con la biblioteca personal del artista, muchos de cuyos libros están dedicados por sus autores, así como algunas publicaciones posteriores al fallecimiento del artista, procedentes de la biblioteca familiar. 

En 2001 el Museo Reina Sofía y la Fundación Marcelino Botín firman un convenio para la restauración, transcripción, digitalización y edición de los manuscritos originales. A este acuerdo se debe la publicación en 2002 del facsímil Los cuadernos de París, inéditos hasta entonces, y la posibilidad de consultar los manuscritos y sus transcripciones en versión digital.

  

El archivo comprende documentos de gran interés para el estudio del artista en todas sus facetas. Incluye manuscritos, entre los que destacan los apuntes de París (inéditos hasta su publicación por la Fundación Marcelino Botín y el Museo), objetos, artículos periodísticos, fotografías y otros materiales, junto con la la biblioteca personal del artista, muchos de cuyos libros están dedicados por sus autores, y algunas publicaciones posteriores al fallecimiento del artista, procedentes de la biblioteca familiar.

Consultar el catálogo del Archivo Solana completo

 

Obra literaria de José Gutiérrez-Solana

 

Documentos audiovisuales

 

 

Archivo Central del Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía

http://www.museoreinasofia.es/biblioteca/archivo-museo.html

El Archivo Central del Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía conserva la documentación producida por el Museo desde sus inicios en 1986 (como Centro de Arte) hasta la actualidad.

 


Solana en la colección de la Fundación Banco Santander

http://www.fundacionbancosantander.com/coleccion/#/recomendamos

 


Centro de Estudios montañeses

Centro de Estudio Montañeses [PDF]

El Centro de Estudios Montañeses (Santander) conserva el Archivo de José Simón Cabarga, cronista de la ciudad de Santander y director durante muchos años del Museo Municipal de Bellas Artes de esta ciudad. Este archivo incluye documentación referida a José Gutiérrez-Solana.

José Gutiérrez-Solana (1886-1945) pertenece por tiempo a la denominada Generación del 98, aunque es, por intención y vocación, una figura aislada en el contexto artístico de su época. Dotado de una personalidad atípica, desarrolla una obra personal enraizada en la tradición pictórica española y realmente excepcional, ajena al transcurrir de las vanguardias españolas, con las que convive y a cuya influencia permaneció paradójicamente ajeno. Pese a ello, recibe la consideración y el reconocimiento de cuantos participaron en las mismas, quizá, por su particular individualidad.

Su único vínculo con la vanguardia es su relación con el escritor Ramón Gómez de la Serna, máximo valedor de su trabajo literario e íntimamente ligado a su obra plástica, hasta el punto de que ambos son expresiones distintas de un idéntico modo de entender la vida, la sociedad de su tiempo y el arte.

Tanto en sus escritos como en sus pinturas y dibujos, Solana refleja los escenarios que surgen de su experiencia vital, especialmente los relacionados con la marginalidad, las costumbres, las fiestas y los personajes que las pueblan, homologando a las personas y a las cosas con un mismo tratamiento formal. Se trata de una visión fragmentada de la sociedad española, que refleja, en cierto modo, una parte de la España real, pero no de la España plural de su tiempo.

El denominado Archivo Solana, comprende todo el material localizado en 1998 en unas maletas, gracias a la colaboración y generosidad de José Antonio Fernández y Emilia Gutiérrez-Solana. Este insólito suceso, que tuve la fortuna de protagonizar con el inestimable apoyo de Miguel Valle-Inclán, hacía presagiar desde un primer momento la importancia del contenido de esas maletas.

El Archivo está formado, en primer lugar, por un fondo documental que contiene ochenta y cinco manuscritos con unas 1.700 páginas de escritos originales, algunos ya publicados, y una ingente cantidad de material inédito, destacando los apuntes para el libro sobre París, que vería parcialmente la luz, con la publicación de los Cuadernos de París . A ello hay que añadir su biblioteca, formada por más de quinientos volúmenes, entre los que hemos de destacar las obras de Ramón Gómez de la Serna con anotaciones y dedicatorias al artista, además de diversas publicaciones y catálogos de las exposiciones del artista.

En segundo lugar, comprende un fondo artístico que cuenta con trabajos originales de Solana, treinta y nueve dibujos, un cuaderno con apuntes, siete ejemplares de obra gráfica, uno de ellos inédito, así como una pequeña pintura y las dos planchas de sus ex libris. Cuenta además con parte de su colección privada, con obras de Rafael Penagos, Antonio Robles o Daniel Vázquez Díaz y estampas de Alenza, Ricardo Baroja, Castro Gil, o Darío de Regoyos.

En tercer lugar, un conjunto de objetos sin valor artístico pero muy interesantes desde el punto de vista personal, que engloba parte de las medallas obtenidas en los certámenes a los que concurrió, fotografías de las muestras que realizó, recortes de prensa recogiendo las diferentes críticas sobre su obra, fotografías de carácter personal e incluso una serie de objetos que conservó y que aparecen reflejados en algunas de sus pinturas.

Todos los documentos, que presentaban un precario estado de conservación, fueron restaurados, transcritos y digitalizados con el patrocinio de la Fundación Botín y parte de ellos fueron publicados en el año 2002, en una edición facsímil, auspiciada por la mencionada Fundación y el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía.

La divulgación de este Archivo permitirá, sin duda, a estudiosos e investigadores, un mejor conocimiento del artista y, quizá, el descubrimiento de facetas poco conocidas de sus preferencias y de su modo de entender la vida y la sociedad de su tiempo.

María José Salazar
Conservadora del Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía
Febrero 2013

Obras pertenecientes al Archivo José Gutiérrez Solana

 

AD01104. Conjunto de 107 obras con soportes de naturaleza muy diversa. Incluye dibujos, grabados, pinturas y reproducciones de José Gutiérrez Solana, Ricardo Baroja, Alenza, Vázquez Díaz, Climent y otros artistas que forman parte del conjunto del Archivo que pertenece a los fondos de la Biblioteca.

 


Obras de José Gutiérrez Solana en la Colección

 

Consultar obras de José Gutiérrez Solana en la Colección

 

Compartir