Listado de las obras seleccionadas más planos para realizar el recorrido en el museo

Previsualizar

Buscar

Hackers. El arte de la abstracción

27 febrero, 2004 - 8 marzo, 2004 /
Edificio Sabatini, Auditorio

Originariamente, hacker es una palabra que designa a alguien que hace muebles con un hacha, aunque, en la sociedad cibernética, ha adquirido múltiples significados relacionados con el mundo de la inteligencia artificial y sus usos en la red, desde la acepción positiva referida a la persona que disfruta explorando minuciosamente los sistemas programables y cómo ensanchar sus posibilidades, hasta el uso desaprobatorio que remite a quien, de manera maliciosa, procura descubrir información delicada mediante la manipulación de sistemas de programación.

Hackers. El arte de la abstracción es un ciclo de documentales, conferencias y performance dedicados al fenómeno y a la cultura hacker que pone de relieve algunas preguntas fundamentales surgidas al calor de los primeros usos de la “piratería” informática: ¿Son realmente estables los sistemas de seguridad garantizados por las grandes corporaciones y los servidores web? ¿Hasta qué punto pueden catalogarse las prácticas del hacker como vandalismo sin sentido? ¿Qué hay en estas prácticas de desobediencia civil?

En la era de la información, la matriz de todo desarrollo (tecnológico, económico y social) está en la innovación, en el valor supremo de la innovación que, potenciada por la revolución de las tecnologías de la información, incrementa exponencialmente la capacidad de generar riqueza y de acumulación de poder. Pero innovar no es un valor obvio. Debe estar asociado a una satisfacción personal, del tipo que sea, ligado al acto de la innovación. Y ahí reside la esencia de la cultura hacker, según el filósofo finlandés Pekka Himanen: en el placer de crear por crear. Eso mueve el mundo, sobre todo el mundo en que la creación cultural, tecnológica, científica, y también empresarial, en su aspecto no crematístico, se convierte en una fuerza productiva directa por la nueva relación tecnológica entre conocimiento y producción de bienes y servicios. De acuerdo a esta definición, se podría argumentar que hay hackers en todos los ámbitos y no sólo en el de la informática. De hecho, Himanen argumenta que todo el mundo puede ser hacker en lo que hace, y que cualquiera que esté movido por la pasión de crear en su actividad específica, está motivado por una fuerza superior a la de la ganancia económica o la satisfacción de sus instintos. Sin embargo, la innovación tecnológica informática está íntimamente ligada al cambio en la era de la información, por lo que la cultura hacker se manifiesta de manera particularmente espectacular en las tecnologías de la información y en Internet.

Datos de la actividad

Comisariado: 
Jenny Marketou y Berta Sichel
Ver más actividades en: Cine y vídeo

Compartir

Añadir a calendario